jueves, 12 de mayo de 2011

CALLE EN OBRAS


Calle en obras

Acordamos huir sin dejar rastros,
pero aflora el deseo y difumina
la nube de las buenas intenciones.
Aparezco como mármol labrado,
emulando su pulida quietud.
Impaciente recorro los andenes
donde un polvo salobre fosiliza
pasos intercambiables, de ida y vuelta.
Aletean pavesas incendiarias,
las híspidas certezas del pasado.
Apuro mi forzada resistencia.
Estoy solo. Completamente solo.
No tengo voluntad para el olvido.
Mi vida es calle abierta, siempre en obras.

         (Mapa de ruta, pág. 94)

5 comentarios:

  1. Hola José Luis, me gusta como has percibido lo que he escrito en mi blog.
    Sobre tu poema debo decirte que llego a él de una manera especial, me recuerda al que escribí para el proyecto _Luis Ortega Bru_ : Ático número cuatro.

    Me gusta como transmites esa calle y esa soledad donde tú con tus palabras, la habitas.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  2. Y no sé qué pasa que no salen mis iniciales, no entiendo este aparato.
    ¡Qué lío!

    besos.

    ResponderEliminar
  3. Querida Lourdes, qué alegría encontrarme de nuevo con tu afecto en el blog. Estos libros digitales son cómodos para editar pero terriblemente solitarios. Nunca se sabe quién es el destinatario de la reseña, de la reflexión o del poema.
    Un abrazo fuerte y seguiré de cerca tus entradas y tus selecciones musicales.

    ResponderEliminar
  4. Hola José Luis, dejé un comentario pero se ha borrado todo. En mi blog ha pasado lo mismo.

    He leído tu poema varias veces, es precioso. Iba a dejarte uno que me publicaron en el proyecto de Luis Ortega Bru para compartirlo con el tuyo, pero no me parece apropiado. Y es que parece como si nos hubiésemos puesto de acuerdo en transmitir un mismo poema, es una sensación genial.

    Gracias y saludos.

    ResponderEliminar
  5. Querida amiga, no entiendo mucho de internet; por tanto desconozco dónde se esconden las notas que suprime o los comentarios que nos roba. Sin embargo, no puede quitarme la alegría que recibo cada vez que encuentro tus lecturas o cada vez que recurro a tu música. Gracias por todo.

    ResponderEliminar