lunes, 17 de marzo de 2014

TODO VA BIEN

Valencia, 2014, fotografía de Pilar Blanco

Todo va bien

A veces las cosas salen bien, dan resultado,
persiste en la epidermis la humedad matinal,
reconforta el almuerzo y la memoria
recuerda esa secuencia
que dos cuerpos enlaza en el deseo,
con la armonía del cristal tallado.
Camina el calendario
con pasos apacibles y cercanos,
liberados de urgencia.

El pensamiento elude
la quietud del destino.
Circulaba deprisa en el asfalto,
el coche derrapó y floreció delante
una roqueda.

El tiempo suele ser imprevisible.
Cuando todo va bien, la suerte cambia.

                       (Ninguna parte, Sevilla 2013
                        La Isla de Siltolá)

6 comentarios:

  1. Hola José Luis, buenos días desde Sevilla.
    Matiz positivo en tu hermoso poema "La suerte también cambia cuando todo va mal" Te envío sonrisas repletas de cariño y la marca de la casa Bstos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Disfruta de ese viaje sevillano; seguro que estará la ciudad llena de luz y de terrazas dispuestas al encuentro con nuevos personajes imaginarios. Gracias siempre por esa marca de la casa que incluye un mundo afectivo tan repleto de optimismo. Gracias Dolores: todo va bien.

      Eliminar
  2. Paseo por tu poema con agrado; imaginaba un paseo matinal, parada en un bar para almorzar con la calma de unas horas empleadas a placer,y dando cuerda a recuerdos agradables.
    Y, de pronto,"el coche derrapa"...y" la suerte cambia".Y me sacas del arrobo en que estaba leyendo tu poema.

    Por si acaso, repito lo que te han dicho en el comentario anterior: "también la suerte cambia cuando todo va mal".

    Me ha gustado el poema, José Luis, y el título me parece irónico en el contexto social."Todo va bien" se dice públicamente cuando todo, o casi todo, va mal.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Justo en ese sentido está formulado el título de la entrada. Se dice "Todo va bien", pero no con la amplia sonrisa de la seguridad sino con el desvelo de que un azar extraño espera a la vuelta de la esquina.
      Un fuerte abrazo.

      Eliminar
  3. Bueno, en tiempos de mudanza, la suerte no se iba a quedar almorzando.
    Por cierto, ¿dónde puedo conseguir Ninguna parte? Es para ver si cambia mi suerte de juntapalabras.
    Abrazos, siempre

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querido Amando, las incidencias vitales imitan con descaro a las situaciones literarias, así que uno anda a diario peleando con la suerte, con voluntad y un punto de resignación.
      Presentaré NINGUNA PARTE en Madrid el próximo mes en una librería de C/ Fuencarral. Te aviso con tiempo porque será un placer compartir un rato de charla. Un abrazo.

      Eliminar