viernes, 22 de enero de 2021

CASA VACÍA


 

CASA VACÍA

 

   En esta casa ya no vive nadie aunque están todos los moradores que ocuparon las habitaciones. Escucho su fisiología desperdigada en pasos, susurros, toses o gemidos. De cuando en cuando callan, como si se hubiesen mudado por unas horas a otro lugar. Pero siempre regresan. Esta noche olvidaron cerrar la puerta de la entrada y apagar las luces. Alguien me despertó. No supe qué decir; me siento un extraño ocupando oquedades de una casa vacía. Ellos me reconfortan y justifican mi presencia: “alguien debe soñarnos".

                                                                               (De Cuentos diminutos)



1 comentario:

  1. A propuesta del poeta y profesor César Rodríguez de Sepúlveda, modifico el enunciado final; creo que así es más efectivo el microrrelato. Muchas gracias por tan valiosa reescritura, querido amigo.

    ResponderEliminar