jueves, 12 de julio de 2018

CARENCIAS FÍSICAS

Todo por hacer
Imagen de PIxhere.com




CARENCIAS FÍSICAS

Haber nacido me arruinó la salud

CLARICE LISPECTOR

  Mi ausencia de sentido del humor se incrementa cuando aparecen algunas carencias físicas como la otitis; la pérdida auditiva transforma voces y ecos en veces y ocas, una alternativa verbal que no oculta la magia del relato.

   Hay sueños que estremecen por su voluntad de personalizarse en un cuerpo concreto. Nacen desde la urgencia y recorren la distancia con el paso eficaz de quien no teme ni la humedad ni la nieve.

   Cuando discuto conmigo, me cuesta refutar mis argumentaciones.

   La salud ignora su naturaleza de paréntesis; es un funambulista sobre un cable sin red.

(Apuntes para el diario)

8 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Hola Gloria, yo también leo tus textos narrativos con la alegría del silencio y la admiración del amigo. Un fuerte abrazo.

      Eliminar
  2. Y así nos va meciendo el tiempo en su cuerda floja. Se agradece, en la hora sexta, la tensión (la atención).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué razón tienes, Alfredo, cómo se abre esa senda del tiempo que lleva a la ceniza, pero cuyos recodos están llenos de intensidad y vida... Un fuerte abrazo.

      Eliminar
  3. Ni la humedad ni la nieve pueden con los sueños, así es poeta. Esta entrada en muy hermosa.
    Un abrazo sin distancias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La humedad y la nieve no son frío, poeta, sino elementos esenciales de la temperatura de los sueños... tender las manos a sus efectos es vivir, romper distancias, abrir ventanas.

      Eliminar
  4. ¡Vaya perla final que nos regalas...!

    ResponderEliminar
  5. Hola Tracy, no escribo diarios, pero de vez en cuando la caligrafía personal merece una indagación, un paso de sosiego para conocernos un poco mejor;a sí que muy feliz de que en ese paréntesis reflexivo estemos juntos.

    ResponderEliminar