sábado, 13 de junio de 2020

FRUSTRACIONES

Mar de Aral
Fotografía
de
WordPress.com



FRUSTRACIONES


   Mis frustraciones acumulan los consejos paternos. Siempre fue así. Desde una imprevista situación inicial que me daba un soporte de confianza, mi padre conseguía, de inmediato, un claro conocimiento del desenlace. Así que sus consejos pesaban acerados en mi voluntad. “Para qué ser bombero si ya está la lluvia”, decía, mirando al cielo.
   Aprendí a vivir sin expectativas. No fui marino por si un día se secaba el mar. Le hice caso; el mar también. Una costra reseca comienza a dibujar sobre la superficie limosa un litoral vacío. 

(De Cuentos diminutos)



4 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Un enorme abrazo, José, y sigo caminando con enorme alegría por el microrrelato, con la certeza de que su estrategia expresiva es hondura y misterio; felicidad.

      Eliminar
  2. Respuestas
    1. Muchas gracias por tu generosidad lectora, un placer estar cerca en la amistad y en la lectura.

      Eliminar