viernes, 30 de octubre de 2015

ALBERTO SUCASAS. LA SHOAH EN LÈVINAS

La shoah en Lévinas: un eco inaudible
Alberto Sucasas
Premio Internacional de Ensayo
Miguel de Unamuno
Devenir, El Otro,
Madrid, 2015

TUMOR EN LA MEMORIA


   El corpus investigador del filósofo y profesor Alberto Sucasas hace del legado judío centro esencial. Su propuesta La shoah en Lévinas, reconocida con el XV Premio internacional de Ensayo Miguel de Unamuno en 2014, representa un paso más sobre la incisión cultural judía en la tradición occidental en los últimos setenta años, tras el final de la II Guerra Mundial. Para el filósofo el traumatismo de Auschwitz y el genocidio nazi ocasionan un seísmo histórico sin precedentes, cuyos efectos colectivos se acumulan hasta el ahora. Es sabido que ante esa historia desgarrada se han mantenido interpretaciones polarizadas. La respuesta  intelectual es un delta que abarca légamos colaboracionistas, como Céline, Pound o De Man, angustiados gritos de denuncia como las voces de Adorno, Arendt o del superviviente Celan, y difusos asentimientos, todos integrados en la imprescindible tipología de Enzo Traverso.
  El rastreo indagatorio de Alberto Sucasas focaliza el aporte filosófico de Enmanuel Lévinas y su compromiso con la memoria del horror. Un reto que discurre mediante el registro de los enunciados levinasianos cuyo resultado ya anticipa el subtítulo: un eco inaudible que exige en el vislumbre de su estela rigor y profundidad.
   Para ser testigo de la evidencia extrema de Auschwitz es necesario un lenguaje disponible, una semántica abrasadora que exprese el exterminio. Lévinas no fue ajeno a esa impotencia del nombrar la soledad absoluta de las víctimas; su vacilación determina el aserto “lo que ocurrió”; la shoah no encuentra un espacio semántico codificado y se convierte en declaraciones fragmentarias y entrecortadas, exentas de trabazón. Hay evidencias, la devastación nazi constata un cielo vacío que hay que reconstruir en el regreso y se hace deber de la memoria el recordar, pero la conciencia crea un tumor gravoso, una culpa inexpiable por haber sobrevivido a la catástrofe.
   Los recientes inéditos de Lévinas publicados en París abordan un plan de edición  que integra esbozos de dos novelas incompletas, notas heterogéneas  y poemas. Buscan sitio en el lector referencias autobiográficas, lecturas críticas y reflexiones metaliterarias que trazan puentes entre filosofía y literatura. En esta etapa una inquietud básica del filósofo es la metáfora que se define –y copio la excelente formulación de Sucasas- como “constelación de nociones en que se materializa un proyecto filosófico”. En la teorización de la metáfora el lenguaje se convierte en un sistema de señales que desborda lo literal y la experiencia sensible, y posibilita por vía elusiva e indirecta el acceso a la alteridad.  La shoah obliga a repensar la condición humana y a integrar en ella nociones semánticas como obsesión, pasividad, experiencia de la culpa, trauma del superviviente y responsabilidad. Son enunciados que proclaman la experiencia trágica de un testimonio.
  El tema principal de este ensayo de Alberto Sucasas sobre la presencia de la barbarie nazi en la reflexión escritural de Lévinas  tiene detrás un insistente rastreo, años de reflexión metódica y madurez; de ahí la solidez y contundencia de sus argumentos: el itinerario  de Lévinas lleva en las entrañas la conmoción de la shoah, el signo indeleble de una barbarie que el tiempo no puede borrar, que solo halla expresión de su identidad monstruoso en el silencio

No hay comentarios:

Publicar un comentario