viernes, 2 de octubre de 2015

BRÚJULAS Y MAPAS



BRÚJULAS Y MAPAS


  Con brújulas y mapas los cartógrafos de A situaron el paraíso en B. Exigentes estudiosos de B concluyeron, en cambio, que el sitio exacto del edén es A. En C nunca hubo unanimidad geográfica; unos se inclinaron por situar el paraíso en A, otros en B, y gana partidarios cada día un tercer grupo que prefiere no decantarse porque sospecha que el paraíso no está en ninguna parte.

    (Del cuaderno Diez insomnios, Corondel, Valencia, 2004)


14 comentarios:

  1. Precisa descripción de un hecho repetido por naturaleza (y da igual de que asunto se trate: siempre habrá posiciones para todos los gustos).

    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo estoy en esa tesitura, poeta; cuando concluyo un libro siempre recuerdo este relato mínimo que publiqué en Valencia, en una breve separata de la revista Corondel. La verdad relativa es el tejido de entretiempo de nuestros días, Antonio. Un abrazo.

      Eliminar
  2. Muy bueno. Siempre queremos ubicar "el paraíso" en otro lado. Tal vez esté en ninguna parte o dentro de nosotros mismos.
    Feliz día José Luis.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, Jesús, yo creo que a estas alturas de lo recorrido, uno acaba sabiendo que es solo un espacio interior. Fuerte abrazo y feliz fin de semana.

      Eliminar
  3. Pocas palabras que describen una búsqueda constante desde el día primero del Ser Humano... siempre creemos que el paraíso está en otro lado, es cierto, y no sé si está cerca, lejos o en ningún sitio pero creo que lo que hacemos mal es con buscarlo fuera de nosotros. Tal vez tampoco esté dentro, pero creo que la búsqueda interna nos da, al menos, más satisfacciones.
    Me ha gustado mucho amigo José Luis.
    Aprovecho para desearte un buen finde. Un abrazo,
    Sandra.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El cuentecillo, con alguna variable, pertenece a un cuadernillo editado en Valencia hace más de una década. Sabes que me gustan los argumentos reflexivos, buscar esos asuntos que nos pertenecen a todos. Feliz fin de semana, Sandra, en este otoño que parece abril.

      Eliminar
    2. Pues me parece de lo más interesante ese cuaderno. Esos "cuentecillos" tienen más verdades y misterios comunes por desentrañar que muchas novelas. Me encanta.
      (Sí, de momento el otoño, está en el quicio de la puerta, sin atreverse a entrar del todo.)
      :)

      Eliminar
    3. Hilario Barrero me ha propuesto editar en su colección de cuadernos y optaré por acumular algunos microrrelatos de límites difusos, entre la poesía y el cuento; así que tendré oportunidad de enviarte un regalo navideño con mi gratitud por tu continuo aliento. un abrazo.

      Eliminar
  4. Respuestas
    1. Creo que en ese grupo, querida amiga, el espacio está muy poblado; yo también pertenezco a ese fondo de escépticos... pero no se lo digo a nadie para que no me digan que soy parcial: Así que mientras tanto sigo callado, con cara de narrador omnisciente. Un abrazo.

      Eliminar
  5. Muy bueno, José Luis. Has elegido un fragmento de eterna actualidad.
    Los Paraísos no existen, solo se sueñan y cada uno lo sitúa acá o allá, según los instrumentos de medida que utilicen subjetivamente.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es Fanny, la arquitectura del paraíso es solo un espejismo de la esperanza. un fuerte abrazo.

      Eliminar
  6. Me ha gustado el microrrelato José Luis. Con esas escuetas palabras has dado en la diana del tema mil veces planteado. Dónde está el paraiso? Siempre situado en el lado contrario. Un abrazo y feliz semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un abrazo, Carmela, los microrrelatos son un género que cultivo con goteo; creo que llega el tiempo de agruparlos en un cuaderno y ver qué dicen todos juntos. Un fuerte abrazo.

      Eliminar